Las mejores playas en Barcelona que puedes visitar

Si deseas viajar este verano y no te has decidido a donde ir, considera una visita a las playas de Barcelona, que te dejarán encantado por su belleza natural.

Barcelona es muy conocida internacionalmente como una de las ciudades más modernas de España y de Europa, así como por su famosísimo club de fútbol y el capitán de este equipo, la estrella mundial Leo Messi.

Pero también es una ciudad que derrocha atractivo turístico y puede ofrecer al visitante todo tipo de experiencias, tanto en la ciudad como a la orilla del mar.

Las playas de Barcelona están consideradas entre las mejores de su tipo ubicadas dentro de un entorno urbano.

Esta cercanía con la ciudad les permiten también disfrutar de excelentes servicios de comida, transporte, seguridad, alojamiento y entretenimiento.

Pero si no te gustan las muchedumbres, también hay playas a poca distancia de la ciudad que ofrecen un ambiente tranquilo.

Vamos a hablarte de las playas que debes visitar si vienes a Barcelona, desde la Costa Brava hasta la Costa Dorada, y las razones por las cuales deberías hacerlo al menos una vez en tu vida.

Playa de Castelldefels

Basta con ir hasta la estación de Sants o la de Passeig de Gràcia en Barcelona y tomar la línea R2 Sud del tren de Cercanías Renfe en sentido hacia Sant Vicenç de Calders, en un recorrido que no supera los 20 minutos.

Se trata de una de las más extensas entre las playas de Barcelona pues tiene casi 5 kilómetros de longitud, por lo que siempre encontrarás espacio para que te acuestes a tomar el sol.

Sus aguas son poco profundas, algo que apreciarás si viajas en familia.

Pero si eres fanático de los deportes acuáticos, este es un buen sitio para practicar el windsurf, pues goza de muy buenos vientos.

Además cuenta con todos los servicios y hay buena oferta gastronómica.

Caldes d’Estrac, bellas termas y playas cerca de Barcelona

También llamada Caldetes, esta localidad fue el sitio predilecto de verano, entre las playas de Barcelona, para las familias pudientes catalanas de los siglos XIX y XX.

Durante el período de 1900 a 1930 era común encontrar a muchos de los españoles más ricos disfrutando de sus aguas termales, las cuales le dieron el nombre a este pueblo.

El atractivo de estas aguas termales dieron un gran prestigio a esta localidad, como ocurrió casi de manera simultánea con las termas del paraíso natural de Banff en Canadá.

Caldes d’Estrac está ubicada a poca distancia en tren de Barcelona y este puede dejarte prácticamente a pie de su playa, que además de ser extensa también se une con la playa de Arenys de Mar.

Esto le da un enorme extensión donde sobra espacio para todos disfruten de la arena y el sol sin importar cuántos turistas la visiten.

Si te gusta el arte, podrás disfrutar de exposiciones en el centro de la Fundación Palau, ubicada en plena playa de Caldes d’Estrac.

Más playas de Barcelona, la urbana Ribes Roges

Más playas de Barcelona, la urbana Ribes Roges
Ribes Roges es ideal para caminar descalzo en sus finas arenas

Si no te gusta alejarte mucho de la ciudad, la playa Ribes Roges es ideal para ti, pues se encuentra ubicada al pie de un sector residencial de Vilanova i la Geltrú.

Por esta cercanía al área urbana, está entre las playas de Barcelona que ofrecen más oferta de servicios al turista.

Ribes Roges tiene poco más de 1 kilómetro de longitud y sus arenas son finas, lo que invita a caminarla descalzo.

Está bien atendida por una gran red de chiringuitos y restaurantes a pie de playa. Además tiene cerca varias zonas deportivas donde practicar fútbol, ping-pong y baloncesto.

Se puede llegar en tren desde Barcelona, que te dejará a unos 10 minutos a pie de Ribes Roges.

Lloret de Mar, un remanso familiar entre las playas de Barcelona

La pequeña localidad gironesa de Lloret de Mar es conocida como un lugar de fiesta para jóvenes y adultos y su playa suele estar muy concurrida en verano.

Esta playa tiene más de 1.500 metros de longitud y posee todos los servicios que necesita el turista.

Además está cerca del paseo marítimo de Lloret y cuenta con un estacionamiento prácticamente a pie de la playa, así como excelente oferta de comida y diversión para todas las edades.

La playa de Lloret de Mar destaca también ante otras playas de Barcelona por sus aguas tranquilas y poco profundas, que permiten realizar actividades como el remo, esquí y paseos en motos acuáticas.

Playa Gran en Tossa de Mar

Playa Gran en Tossa de Mar
Playa Gran está al pie de un hermoso castillo medieval

Tossa de Mar compite con Lloret de Mar como uno de los lugares turísticos más visitados de Cataluña y una de las mejores playas cerca de Barcelona que se pueden visitar.

Aquí se encuentra la Playa Gran, ubicada en una bahía de singular belleza al pie de un castillo medieval que domina la escena desde una alta colina.

Este castillo fue declarado Monumento Nacional en 1931 y es parte de la antigua defensa amurallada de Tossa del Mar.

Pero si esta playa es espectacular también lo es la vecina Cala Llorell, a unos 3 kilómetros de distancia.

A diferencia de otras playas de Barcelona, Cala Llorell se asemeja más a una playa del Caribe, con grandes palmeras, arenas finas y mucho sol.

Tiene una longitud de 300 metros y es perfecta para ir en familia pues cuenta con todos los servicios, infraestructura deportiva y restaurantes.

Sitges y sus 17 playas cerca de Barcelona

En este caso hablamos de un conjunto de 17 playas ubicadas a lo largo de las costas del Garraf, en inmediaciones de la localidad de Sitges.

Sitges se encuentra a unos 35 minutos de viaje en tren, lo que la pone entre el grupo de las playas cerca de Barcelona conectadas por este sistema de transporte.

Es muy conocida dentro y fuera de España por sus vistosos carnavales y su festival de cine internacional anual.

Pero además, Sitges presume de tener 17 hermosas playas, que van desde las más concurridas por estar sobre su paseo marítimo, hasta otras alejadas y mucho más tranquilas.

A Sitges puedes llegar a través del tren de Cercanías Renfe, tomando la línea R2 Sud en dirección a Sant Vicenç de Calders.

Este lugar es una excelente opción en este verano si vives en Cataluña y buscas una experiencia a la altura de la ofrecida por las mejores playas de Málaga.

Cala Fonda, Tarragona

Finalmente te hablaremos Cala Fonda, una playa de la Costa Dorada que está algo más alejada de Barcelona, a hora y media de camino, y a poca distancia de Tarragona.

No te preocupes por la distancia, se puede llegar fácilmente en coche hasta el cercano camping Torre de la Mora y desde allí solo hay que caminar unos 15 minutos hasta Cala Fonda.

Si las playas de Barcelona suelen estar cerca de la ciudad, Cala Fonda destaca por lo contrario.

Cala fonda es una playa virgen, sin servicios de ningún tipo, por lo que es ideal si amas la naturaleza y quieres permanecer lejos del bullicioso flujo de turistas de otros lugares.

Además, por estar protegida por un acantilado y una amplia zona de densa vegetación, ¡es perfecta para los amantes del nudismo!

Deja un comentario