Lo que ocurre en tu cuerpo y cerebro cuando tomas café cada día

Para millones de personas tomar café todos los días es una actividad sin la cual sienten que no pueden comenzar con buen pie su rutina de trabajo o estudio.

Pero no muchos no se limitan a tomar una taza en el desayuno o a media mañana, sino también acostumbran tomar mucho café varias tazas a lo largo de la jornada.

Si eres una de estas personas que se distinguen del resto por tomar mucho café, te interesará saber qué dicen los expertos sobre los efectos de esta bebida en tu organismo.

¿Qué efectos tiene el tomar mucho café?

¿Qué efectos tiene el tomar mucho café?
La cafeína es el principal elemento bioactivo del grano del árbol cafeto

Unos 5 minutos después de tomarte una taza, la cafeína llega al torrente sanguíneo y empieza a actuar sobre el sistema nervioso.

Su efecto estimulante se debe a que la cafeína inhibe la hormona adenosina, responsable de inducir el sueño.

Además, también afecta a los receptores de esta hormona, impidiendo que las neuronas la reabsorban.

A su vez, provoca un aumento en los niveles de las hormonas dopamina y noradrenalina, que nos hacen sentir contentos y listos para la acción.

Recordemos que la dopamina es la hormona del placer para los científicos y el café estimula su producción más allá de los niveles normales.

Todo esto provoca un rápido incremento en el nivel de actividad cerebral y del grado de intensidad con el que se transmiten las señales nerviosas.

Además, al tomar café todos los días le suministramos al cuerpo hasta 1.000 distintos componentes bioactivos con variados efectos beneficiosos.

Razones por las que es bueno tomar café todos los días

Razones por las que es bueno tomar café todos los días
El café alegra el ánimo y nos hace sentir listos para el trabajo

Si gustas tomar café todos los días vas a ver grandes beneficios en tu salud física y mental.

En primer lugar mejorará tu concentración y capacidad de aprendizaje ya que se estimula la sinapsis entre las células del hipocampo, área cerebral que maneja la memoria.

La cafeína tiene efectos psicoactivos en nuestro cerebro, lo que explica por qué nos sentimos más ágiles mentalmente tras tomar una taza de café.

Si estás en dieta el café puede ser tu gran aliado, ya que acelera el metabolismo basal y la oxidación de las grasas, mientras que al mismo tiempo reduce el apetito.

Esta cualidad de aumentar el metabolismo explica por qué necesitamos tomar café para “entrar en calor” en las mañanas.

Un gran preventivo de la diabetes y los problemas coronarios

Al tomar café todos los días te harás menos propenso a sufrir de enfermedad coronaria, accidentes cerebrovasculares (ACV) o de insuficiencia cardiaca congestiva.

El café ayuda a controlar el azúcar en los pacientes diabéticos porque reduce el estrés oxidativo en el organismo, una condición fisiológica relacionada con la resistencia a la insulina.

Además, su contenido de ácido clorogénico ayuda a inhibir la absorción de azúcares en el intestino. Por tal razón, es ideal para prevenir el desarrollo de diabetes tipo 2.

Por si fuera poco, contribuye con la salud del cerebro: hay estudios que indican que el café frena el avance del Alzheimer y el Mal de Parkinson.

A esto se suma que al tomar café todos los días protegerás a tu hígado, ya que sus ingredientes bloquean la absorción de sustancias relacionadas con la cirrosis hepática y el hígado graso.

Y finalmente, los componentes del café nos protegen de varios tipos de cáncer, como el de próstata, garganta, piel, útero, hígado y la leucemia.

¿Qué desventajas tiene tomar mucho café?

Por supuesto que no todo podía ser bueno con nuestra bebida favorita, ya que el tomar mucho café también puede producir problemas en nuestro cuerpo.

Uno de los principales problemas es la alteración del sueño, con episodios de insomnio o interrupciones frecuentes durante la noche.

No en vano eliminar el café es uno de los primeros consejos si sufres de insomnio que te darán los expertos.

Las personas con arritmia cardíaca deben moderar su consumo para evitar que el efecto energizante del café aumente el ritmo de su corazón.

En las personas que sufren reflujo gástrico el café puede provocar un aumento de la acidez estomacal.

Si eres mujer y sufres de descalcificación ósea u osteoporosis debes evitar tomar café todos los días, sobre todo si lo haces junto algún suplemento de calcio.

La cafeína disminuye la capacidad del organismo para absorber el calcio, lo que es un problema mayor en las mujeres en etapa post-menopáusica.

La adicción al café, el problema del que nadie habla

Finalmente, hablaremos de una desventaja de tomar mucho café que pocos se atreven a mencionar: la adicción.

Al igual que con otras sustancias estimulantes, el cuerpo desarrolla con el tiempo una especie de adicción a la cafeína.

Afortunadamente, esta sustancia es considerada un psicoactivador neuronal menor y se clasifica entre el grupo de las xantinas, al lado de la teobromina y la teofilina.

Pero tomar café todos los días en grandes cantidades aumenta la tolerancia del cuerpo a la cafeína, por lo que la persona necesitará beber cada vez más para sentir el mismo efecto.

Esto a su vez le podría provocar problemas a la hora en que deba suspender el consumo de café o reducir su ingesta.

Entonces aparecen los síntomas de “abstinencia”, que incluyen el insomnio, cansancio, falta de energía, irritabilidad y dolores de cabeza.

¿Cuántas tazas de café son la medida ideal diaria?

Llegamos a un momento clave, la de la pregunta sobre ¿cuánto café se puede tomar diariamente?.

Según numerosos investigadores y años de estudio, tres tazas diarias de café es una cantidad que tendría efectos beneficiosos sobre el organismo.

Pero esto es solo si la persona no sufre de alguna enfermedad o condición para la cual sea desaconsejable el consumo de cafeína.

Sin embargo, incluso en estos casos existe la posibilidad de tomar alguno de los productos descafeinados que se pueden conseguir en el mercado.

¡La versión sin cafeína conserva muchas de las cualidades beneficiosas del café completo!.

Deja un comentario