Método para detectar microtumores usando nanopartículas

Método para detectar microtumores

Método para detectar microtumores

Un innovador método para detectar microtumores cancerosos en una etapa más temprana; ha sido inventado por un equipo de la Universidad Rutgers-New Brunswick de Nueva Jersey. Con el uso de la nanotecnología, un campo que promete resolver muchos de los problemas de salud actuales.

Estamos hablando de un avance muy importante y prometedor para la comunidad científica en la metodología de investigación del cáncer. Además de ser una prueba más de que la nanotecnología o diseño de dispositivos y moléculas a escalas microscópicas; tiene grandes potencialidades en la búsqueda de curas para dolencias en el área de la oncología.

Una técnica basada en nanopartículas

 Los investigadores emplearon una técnica basada en nanopartículas. Que emiten luz para identificar y rastrear microtumores con varios meses de antelación en comparación con las capacidades de otras tecnologías tradicionales de imagen.

Existe un gran optimismo por el equipo que la diseñó; en cuanto a las posibilidades de usarlas de forma clínica en un futuro no muy lejano. Uno de los creadores del estudio Prabhas V. Moghe dijo, «todo el tiempo hemos soñado con la posibilidad de explorar la progresión de enfermedad en tiempo real. Y creemos que lo hemos conseguido con nuestra investigación ya que logramos detectar la enfermedad en su estado más incipiente».

Método para detectar microtumores
Método para detectar microtumores

Un método que se considera mejor

Este estudio publicado en Nature Biomedical Engineering, usa un método que se considera mejor y más eficaz que la resonancia magnética. Y la mayoría de tecnologías de imagen a la hora de descubrir pequeños y tempranos lesiones cancerosas. Para lograr este resultado, el equipo científico de Rutgers utilizó ratones con cáncer de pecho. A los que inyectaron unas nanosondas ópticas que emite luz de onda corta al tiempo que que se mueven por el torrente sanguíneo.

De acuerdo con Vidya Ganapathy, una de las coautoras del estudio y profesora investigadora en el departamento de ingeniería biomédica de Rutgers. «Las células enfermas se alojan en nichos muy diversos del organismo. Y este método óptico sigue a las células en su camino allá donde vayan. Pudiendo de esta forma tratar mejor la enfermedad, ya que sabes hacia dónde va a extenderse el tumor«.

Las nanopartículas ópticas fueron mucho más ágiles

Comparándolo con la resonancia magnética, las nanopartículas ópticas fueron mucho más ágiles. Esto a a la hora de detectar la expansión de microtumores en las glándulas suprarrenales y; en los huesos de los ratones. Lo que permitiría adelantarse en varios meses el momento de comenzar tratarlos.

Detección garantizada y eficaz con este método

La gran mayoría de los métodos de detección como las topografías computarizadas. Y las biopsias tienen cierto grado de eficacia. Pero generalmente no localizan las micrometástasis ni los diminutos grupos de células cancerosas. De confirmarse la viabilidad de esta novedosa tecnología de nanopartículas; los médicos tendrían la posibilidad de diagnosticar y tratar el cáncer en una fase muy temprana. En la que otros sistemas de detección; no serían capaces de localizar la acción cancerígena hasta más después.

Ademas de que: 

las nanopartículas poseen el potencial para identificar más de cien tipos de cáncer, en palabras del profesor Moghe. Para Steven Libutti, quien es el director del Rutgers Cancer Institute de Nueva Jersey; «el punto neurálgico del tratamiento quirúrgico del cáncer es la presencia de micrometástasis.

Sin embargo las nanosondas descritas en dicha investigación; prometen un gran futuro a la hora de resolver esta dolencia.

Aún queda probar la eficacia de este método en pacientes humanos. Pero una pequeña mejora en la detección del cáncer tiene que ser celebrada como se merece. Tanto así que solo en Estados Unidos, se pronostica que; en 2018 habrá 1.688.780 nuevos casos de cáncer y 600.920 muertes a causa de esta enfermedad. En opinión de este equipo esta tecnología de nanopartículas debería estar disponible en cinco años, lo que resulta bastante esperanzador.

Deja un comentario