Secretos de la alta cocina: Pan de queso sin horno

¿Sabías que el consumo de pan por persona en un año tiene una media de 34,12 kg?

El pan es uno de los alimentos que forma parte de la dieta tradicional en casi todos los países del mundo. El ingrediente principal es la harina que se elabora de cereales como: la avena, la cebada y el trigo. Su forma, tamaño y textura han variado con el paso de los años.

¿Acaso es posible preparar pan de queso sin horno?

La interrogante puede ser extraña. Pero la respuesta es sí. ¡Y quedan exquisitos! No todos en casa cuentan con artefactos para hornear así que no te pierdas la oportunidad de aprender. A continuación, te mostramos variantes para obtener un pan de queso sin horno de alta cocina.

Por si no lo sabías, hacer papas fritas crujientes y perfectas más fácil de los que imaginabas

Cuáles son los secretos para disfrutar un pan de queso sin horno

Pan de queso sin horno 1
Pan de queso

En todos los países del mundo puedes escoger cualquier tipo de horno. Los hay desde una versión rústica: de barro o leña hasta modelos actuales como: el eléctrico o la inducción. Sin embargo, en esta ocasión vamos a preparar pan de queso sin horno con otras alternativas utilizadas en cocinas profesionales.

Mira ahora como puedes con limón y plátano batido combatir el cansancio crónico y la anemia

Pan de queso a la sartén, grill o plancha

Pan de queso sin horno
Pan de queso a la sartén

Uno de los secretos de alta cocina es la cocción a la sartén, grill o plancha. Con este método podrás obtener cortezas crujientes y más o menos doradas. También puedes utilizar la masa que se cuece en el horno con solo variar los ingredientes de la receta original.

Lo cierto es que una sartén de hierro puede retener altas temperaturas. El resultado final no tendrá mucho volumen, pero sí lograr un pan de queso sin horno muy sabroso. Por eso, aquí te dejo una receta para elaborarlo.

Ingredientes

250 g de harina de trigo.

5 g de levadura.

Una pizca de sal.

Queso mozzarella, cheddar u otro al gusto.

30 g de mantequilla.

15 g de azúcar.

75 ml de leche.

75 ml de agua.

10 ml de aceite de girasol o de oliva.

Primero preparas la masa con los ingredientes secos: harina, sal, azúcar y levadura. Luego viertes poco a poco el agua y la leche templadas. Remueves para integrar los productos y al final añades la mantequilla. Amasa hasta lograr una mezcla lisa y homogénea.

Tapa con un paño y deja fermentar hasta que doble el tamaño. Después de sacar el gas con los dedos estira un poco la masa con la superficie enharinada. Aplasta con un rodillo hasta tener un grosor de 2 centímetros y corta el pan con un molde circular.

Luego de la segunda fermentación por media hora calienta la plancha y úntalo con aceite. Toma una masa, rellénala con queso, coloca otro círculo encima y luego a la sartén. Lo cubres con la tapa por 8 minutos a fuego medio por cada lado. Repite el proceso hasta acabar con los panes. 

Panes en la cazuela, olla de cocción lenta o rápida

Pan de queso sin horno 2
Panes en la cazuela

Las cazuelas pueden ser una muy buena opción para obtener pan de queso sin horno. Con una tapa hermética se consigue imitar el calor, pero con fuego. Claro, nunca lo coloques directamente sobre la base. Por eso es importante controlarlo para que se cocine y funda el queso al mismo tiempo

También con la cazuela logramos cocerlo más uniforme. Solo tenemos que darle la vuelta cuando retiremos la tapa para eliminar la humedad. No queda con los colores después de horneado, pero es un resultado decente y rico. 

Por otro lado, las ollas de cocción lenta o rápida son opciones aptas para conseguir un rico pan de queso sin horno. Solo tienes que poner la masa dentro durante la segunda fermentación y con la válvula abierta. En un tiempo de media hora con potencia mínima ya puedes voltearla y terminarlo.

A continuación te dejo una receta para elaborar el pan en una olla.

Ingredientes

450 g de harina de trigo.

Queso parmesano, gouda o que más te guste.

5 g de sal.

7 g de levadura seca.

315 g de agua templada.

¿Cómo elaborar este pan de queso sin horno?

El inicio de la elaboración es igual. Mezclar ingredientes secos y luego incorporar el agua hasta obtener una masa uniforme. Cubrir con un paño y dejar reposar. Luego debes amasar, cortar en porciones pequeñas y rellenar con el queso todas las raciones de pan.

Colocarlas dentro de la olla de cocción lenta sobre papel vegetal untado con aceite. Lo siguiente es tapar con varias capas de papel absorbente y cerrar la olla. Programarla durante 2 horas y después lo dejas enfriar fuera sobre una rejilla. Quedan increíblemente ricos y muy fáciles de preparar. 

Te traemos estos eficientes y rápidos remedios para acabar con los talones agrietados

Pan de queso sin horno al vapor o con microondas

Pan de queso sin horno 3
Pan de queso sin horno con microondas

Cocinar al vapor es otro secreto para elaborar pan de queso sin horno. Puedes utilizar una vaporera de olla corriente o una asiática de bambú. La cocción tarda entre 20 y 45 minutos en correspondencia con el tamaño. No quedarán tostados o con la corteza dura, pero salen esponjosos y tiernos.

Por otro lado, tenemos el microondas que ofrece un resultado parecido al vapor. En él se acelera el horneado por la alta temperatura que alcanza la masa en solo segundos. Por eso hay que vigilar el proceso de cocción. Pero en cualquiera de las dos variantes disfrutarás de un excelente pan.

¿Quieres aprender a cocinarlo? Estos son los elementos necesarios y la elaboración.

Ingredientes

130 ml de agua.

5 g de levadura.

320 g de harina.

75 g de leche.

25 ml de aceite de oliva virgen extra.

1 cucharada pequeña de miel.

1 cucharadita de sal.

Media cucharada pequeña de lecitina de soja.

Queso gouda o mozzarella al gusto.

Modo de elaboración

En un recipiente mezclamos 50 gramos de harina, la levadura y 50 gramos de agua. Remover hasta que esté todo integrado. Dejar en reposo 20 minutos. Después colocar en un bol el resto del agua, de la harina, la leche, la miel, la sal, el aceite, la lecitina y la primera mezcla. 

Luego de amasar todo hasta lograr una mezcla homogénea ponerlo a reposar otros 30 minutos hasta que doble el tamaño. Pasado ese tiempo, espolvorear la superficie con harina y dar forma para cortar en porciones iguales. Cada porción cortarla en dos, aplastar ligeramente y rellenar con queso.

Después colocarlas sobre papel de hornear para ubicarlas dentro de la vaporera. Tapar y mantener en reposo unos 30 minutos. Cuando hayan aumentado el tamaño, cocer al vapor en la olla de 10 a 13 minutos. Y ya puedes disfrutar de un delicioso pan de queso sin horno.

Para elaborarlo en un microondas solo tienes que introducirlo en un recipiente adecuado. Luego cubrir con film transparente y abrir pequeños orificios en la superficie antes de introducirlo. Debes cocerlo a máxima potencia por 4 minutos y retirarlo a una rejilla para que enfríe y evitar que se humedezca.

Deja una respuesta